Agendemos la Misa de Marzo

Agendemos la Misa de Marzo
Como siempre, en la PArroquia San Francusco

domingo, 8 de noviembre de 2009

EL MÚSICO CRISTIANO: UN HOMBRE Y UNA MUJER LLAMADOS POR DIOS

(Pincha las fotos para ampliarlas.)
RETIRO DE MÚSICOS, REALIZADO EL DOMINGO 08 DE NOVIEMBRE, EN LOS ANGELES

CECIL SALAS, LLAMADO POR DIOS A SERVIR EN LA MÚSICA, DA UN VÍVIDO TESTIMONIO DE SU VOCACIÓN: "El Señor me llamó desde muy niño, a través de mi madre,y a través del Padre Gustavo Avello, a servir en la música. Desde joven, tocaba en la misa dominical, responsablemente, pero no me había encontrado con el Señor. Tocaba sólo como una forma de participar y de ocupar el tiempo dentro de la Iglesia. Hasta que, a través de una invitación del Padre Gustavo a participar de un retiro de músicos en Temuco, tuve un encuentro profundo con Jesús, mi Señor.
Con emoción, aún recuerdo aquel retiro. Yo pensaba que iba a aprender canciones, pero todo era orar , orar, cantar improvisadamente cantos al Señor en oración, y también cantar en lenguas. Y, de pronto, en medio de la oración en el Espíritu, el Señor me tocó, y me sanó del alma y del cuerpo: Lloré largamente, lágrimas de conversión, de gozo por el encuentro con mi Jesús. Y allí también el Señor sanó mis cuerdas vocales, para siempre. Yo, a quien los médicos profetizaron que quadaría sin voz muy pronto, fui sanado por Jesús, para siempre, y para siempre, por toda mi vida, mi voz fue para el Señor.
Por eso, les quiero señalar que el ministerio de música es un llamado a servir, intimamente, en oración, en discernimiento, en docilidad al Espíritu, unido a un encuentro personal con Jesús. Un músico que no conoce a Jesús, no puede ministrar con Unción. Somos la tribu elegida para servir a través del don de la música, tocada por la oración y la intimidad con Cristo en la oración".
Nos quedó muy claro que el Ministerio de música es una gran responsabilidad, y un llamado a orar para entregar. El día pasó raudo entre textos bíblicos, compartir, cantar, y orar.

Al comienzo de la jornada, luego de compartir un delicioso y acogedor desayuno, los músicos están listos ara hablar con el Señor, para que el Señor les hable a ellos, y, así, poder ser profetas a través del canto y la música.

¿Te has fijado que a veces hay hermanos y hermanas que tocan virtuosamente un instrumento, y que cantan con una voz preciosa, pero no conmueven los corazones? ¿Cuál es la razón?...Veamos:
El músico cristiano, que busca ser un puente entre Dios y el corazón de sus Hijos, primero debe orar, compenetrarse profundamente de la presencia de ese Señor al cual quiere anunciar con su arte. El encuentro de músicos realizado en Los Ángeles, comenzó con una intensa oración, que fue como un beber del Agua Viva que bebió la Samaritana
, PARA IR A PROCLAMAR LUEGO A QUIEN QUIERA ESCUCHAR, Y A QUIEN PREGUNTE, QUE HAY UN DIOS QUE NOS AMA. ES LA DIFERENCIA ENTRE EL ARTISTA Y EL MÚSICO CONSAGRADO A DIOS.
En ambas fotos, testimoniamos que el músico de la renovación, es un hombre y una mujer que conoce a Jesús, y que habla con Él. Así, viene la unción y el discernimiento,con la presencia del Espíritu Santo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario